Dossier
Jamming

Lunes, 10 Julio 2017 07:00

La muestring: el cierre de curso de Escuela Jamming

Escrito por Escuela Jamming
Valora este artículo
(3 votos)
Grupos regularings de la Escuela Jamming por orden: lunings, martings, miércolings, juevings iniciación, juevings intermedio y sábadings Grupos regularings de la Escuela Jamming por orden: lunings, martings, miércolings, juevings iniciación, juevings intermedio y sábadings

El pasado 1 de julio estuvimos celebranding el fin de curso de la Escuela Jamming por todo lo alto, y no es para menos: se han concluido con éxito los cursos regularings de nada menos que 6 grupos de alumnos.

Para finalizar el curso, en cada grupo hemos realizado la muestring, un trabajo de improvisación en el que los alumnings pueden invitar a quien quieran para mostrar lo que han aprendido este año. Ha habido nervios, dudas y camisetings que quedaban pequeñas o grandes, ha habido muchas risas y mucho que contar.

Por ello, hemos pedido a nuestros propios alumnings que sean ell@s quienes nos den sus testimonios personalings.

Testimonios de nuestros alumnings

Diana, alumning de los juevings intermedio, nos cuenta su experiencia tras una semana de la muestring:

“Pasada casi una semana y en un momento tranquilo he sacado tiempo para pensar en la muestra. La verdad es que los días de antes no estaba nada nerviosa. Pero cuanto más se acercaba el momento más nerviosa, o llamémoslo ilusionada, me sentía... Y cuando empezó a entrar la gente más aún. No sabía si alguien de mi gente vendría a vernos. Lo cierto es que desde el segundo uno solo era capaz de ver a mis compañeros. Sentía que éramos uno desde el principio al final. La fusión de todos me hizo sentir muy arropada. Después de la muestra me sentí muy feliz y otra vez (como cada vez) impresionada lo que éramos capaces de hacer.”

Eva, nuestra alumna estonia de los juevings intermedio, nos dio su testimonio a la salida de la muestring:

“Estoy tan, tan tranquila, y contenta ahora, que no recuerdo la última vez que estuve tan tranquila y tan bien, por simplemente estar, y… no sé, simplemente me ha parecido algo mágico cómo hemos conectado entre todos hoy y… ¡Uf! Estoy como que no puedo quitar la sonrisa de mi cara, pero es una sonrisa muy tranquila, muy ligera, ¿sabes? pero de estar muy muy a gusto, ¡uf! ¡Qué bonito, qué bonito! Ay, y otra cosa: que me ha dado un silencio interior, pero… silencio… Mola.”

Al día siguiente de la muestring, Mónica, alumning de los juevings intermedio, nos contó:

“Para mí la muestra fue magia. Algo pasó en la sala que de repente todo se unificó y de repente todos estábamos conectados.

Recuerdo la primera aportación, que fue la historia de Belén, cuando me salió de hacer de arcoíris cuando ella lo mencionó, justo pegué un salto al centro del círculo y me encontré con Graciela, con la compi, justo haciendo lo mismo, con lo cual nos unimos en altura con los brazos y fue súper especial, porque sentí que el salto que estaba dando no lo estaba haciendo sola, lo estaba haciendo con ella en el mismo impulso, fue como un mismo movimiento en dos cuerpos diferentes, pero totalmente compenetrados.

Luego además sentí que estábamos súper activos, dispuestos al compañero, y que no era más que suficiente que mirarnos y saber lo que se necesitaba en ese momento para hacer la escena.

Entonces, ayer fue uno de los mejores días de impro que he tenido en mi vida, porque sentí que todo fluyó, estaba la sala llena de una energía súper especial y no hacía falta ningún tipo de instrucción, ningún tipo de indicación, sino que todo salía por sí solo, entonces me parece que fue una clase súper especial y que reflejó de una manera muy fiel toda la evolución que hemos tenido a lo largo del año.

Así que estoy súper contenta y orgullosa de haber participado en la muestra y súper feliz de quedarme con esa sensación tan bonita que tengo desde ayer a las 11 de la noche y que todavía estoy impregnada de esa felicidad.”

Luc, nuestro alumno inglés de los martings y antes de los sábadings, nos cuenta una semana después de la muestring:

“Tenía ganas de la muestra hace tiempo. Era muy consciente de estar luchando contra el pensamiento de que un buen resultado nos iba a avalar o no el trabajo hecho durante el año.

Después del despegue del año pasado, estoy en una fase de fluctuaciones, con semanas que me parece que voy mejorando mucho y otras que vuelvo a cometer errores de lo más novato. Vamos, quería que salieran los logros y no los ogros. Sobre todo, no quería decepcionar a los compañeros. Quería hacer una buena contribución, porque actuar conmigo como no nativo de castellano es más difícil y requiere más paciencia, y siempre me lo han dado.

No tenía nervios los días previos a la muestra, pero al llegar al Espacio Jamming, de pronto me di cuenta que ahora sí tenía.

Empecé a pensar, “Con lo bien que estábamos aquí improvisando sin nadie más para verlo”. Sin embargo, el calentamiento sí que funcionó para tranquilizarme y centrarme en el aquí y ahora. Luego, después de una ronda de “soy consciente”, miré las caras de mis compañeros y sabía que me tenían la espalda cubierta y yo las suyas.

Sé que ha ido bien precisamente porque no me acuerdo de mucho, que esa parte de la mente experiencial tenía el foco y creo que la parte narradora o narrativa estaba tan centrada en intentar resolver escenas que no podía formar recuerdos. He sido “Coral S” (hijo de un disléxico que le quería llamar Carlos), pasajero de avión primerizo. He sido un niño en un museo que tocaba la Marsellesa con huesos de dinosaurio. He sido coleccionista de “Huesos Panini” dispuesto a hacer lo que fuera para completar su álbum. Recuerdo esos detalles como uno se acuerda sus sueños. Lo único de que me acuerdo como para hacer un análisis es de mis propios fallos (que el cerebro humano es así). De las impros de mis compañeros, debería acordarme más por el hecho de no estar involucrado yo, pero me pasa lo mismo: mi recuerdo se limita en la energía y las sensaciones.

Me acuerdo de los aplausos finales. Aplaudíamos los alumnos con el público, pero no eran auto-felicidades: eran aplausos para la impro que había sucedido allí en la sala, que pertenecía al ambiente de ese momento. Y reafirmó que la impro se hace y después desaparece, solo queda la buena sensación. Pues claro, ¡que Jamming es un gerundio!

Fin de curso en Canal Jamms

También ha sido el fin de la temporading para Canal Jamms. Siguiendo las palabras del coordinador de la escuela, Isaac Biurrun, el 1 de julio colgamos el cartel de "Cerrado por vacacionings" en los Entrenamientings y en el Teatro Teseo. Y lo hicimos a lo grande disfrutando como nunca, jugando y siendo libres, tanto en clase como en el escenario.

Nada más y nada menos que 23 actuaciones desde octubre en el Teatro Teseo, donde nuestros alumnings han crecido como artistas y donde han hecho reír a centenares de personas.

Sin nuestros alumnings, nada de esto habría sido posible. Se os quiere.

 

Visto 228 veces Modificado por última vez en Lunes, 10 Julio 2017 07:11

Deja un comentario

Suscríbete

Si quieres recibir toda la información sobre Jamming rellena y envía este formulario. ¡Además participarás en sorteos de entradings y camisetings gratis!

Contacto

Jamming Compañia Teatral, S.L.
C/ Zurita, 33 - 28012 Madrid
CIF: B85032035 

Tel. (+34) 672 039 944
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Facebook Twitter Youtube Instagram

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas.